Presentan documento con 52 propuestas para mejorar la Educación Rural

Friday 18 de December, 2020

Contar con una estrategia pluriministerial para enfrentar situaciones de catástrofe que afectan a las escuelas rurales, promover el trabajo en red entre estos establecimientos a través de los microcentros y favorecer la articulación entre estas comunidades escolares -que solo trabajan con estudiantes de educación básica- y los liceos.

Estas son algunas de las 52 propuestas para mejorar la Educación Rural en Chile, presentadas hoy al subsecretario de Educación, Jorge Poblete, y al Ministro de Agricultura, Antonio Walker. Estas ideas surgen del trabajo de más de seis meses de una mesa con participación pública y privada, convocada a fines de 2019 por ambos ministerios para identificar las principales brechas, oportunidades y desafíos en este ámbito y plantear acciones concretas, experiencias y prácticas para mejorar la calidad, acceso y pertinencia de la educación rural en el país.

En Chile (2019) existen 3.401 escuelas rurales correspondiente al 30% del total de establecimientos a nivel nacional, con una matrícula de 279.764 estudiantes. De ellas, alrededor de 1.800 corresponden a establecimientos multigrado, es decir, trabajan con estudiantes de distintos cursos en una misma sala de clases.

“Valoramos profundamente el trabajo realizado por los participantes de la mesa público-privada que elaboró tanto un diagnóstico común sobre las oportunidades y los nudos que tiene la educación rural como propuestas consensuadas para mejorar la calidad de la educación que reciben los niños y niñas que viven en contextos rurales. Como Ministerio de Educación hemos puesto especial énfasis en el fortalecimiento de la Educación Rural en los últimos años, porque sin importar donde vivan, todos los estudiantes tienen el derecho de desarrollar todos sus talentos y habilidades a través de la educación”, sostuvo el subsecretario de Educación, Jorge Poblete, al comentar las propuestas.

Por su parte, el ministro de Agricultura, Antonio Walker, explicó que el documento “Propuestas para la Educación Rural en Chile” se enmarca en el trabajo de implementación de la Política Nacional de Desarrollo Rural, promulgada en mayo pasado. “Estamos muy contentos con los resultados de esta mesa público-privada, porque presenta resultados concretos del trabajo que estamos haciendo en el marco de la Política Rural, que se basa en la coordinación entre distintos ministerios y los distintos sectores para llegar con medidas pertinentes a los territorios rurales de nuestro país. En Chile, más del 25% de la población habita territorios rurales, y desde nuestro ministerio estamos comprometidos con el mejoramiento de su calidad de vida”.

Propuestas

Los más de 50 integrantes de la mesa de trabajo -representantes de siete ministerios y reparticiones públicas, cuatro instituciones de educación superior, 11 fundaciones, cuatro asociaciones y Unesco- propusieron 52 ideas concretas agrupadas en cuatro áreas:

  • Institucionalidad y políticas públicas para una educación rural de calidad.
  • Currículum y rol docente con una mirada territorial.
  • Oferta educativa para una trayectoria a lo largo de toda la vida.
  • Infraestructura escolar que favorezca los objetivos de aprendizaje.

Algunos de los planteamientos del documento “Propuestas para la Educación Rural en Chile”, son:

1) “Se debe contar con una estrategia para hacer frente a situaciones de catástrofe, que conside­re diferenciadamente: aluviones, avalanchas, ciclones, erupciones volcánicas, incendios fo­restales, inundaciones, marejadas, terremotos, tsunamis y pandemias; que afecten a los esta­blecimiento rurales, esta estrategia debe incluir un plan interministerial que permita tomar de­cisiones y conducir acciones en relación con los estudiantes, su protección y planes formativos, desde una perspectiva pluriministerial”.

Esta propuesta cobró aun mayor relevancia este año dada la situación sanitaria que estamos viviendo. Es necesario contar con estrategias pertinentes para las escuelas del mundo rural, ya que cuentan con mayores brechas, desde lo tecnológico hasta el mayor índice de vulnerabilidad. Por ello, este año se creó el “Plan Aprendo en Casa”, que consistió en el envío de material pedagógico impreso (en 3 ocasiones) a más de 3.800 establecimientos rurales y 410.000 alumnos, para apoyar la continuidad de aprendizaje de desde NT2 a IV medio. También se envió un pendrive con software educativo (para aprender a leer), para aquellas escuelas que no cuentan con conexión a internet.

2) “Desarrollar una plataforma virtual para docentes y estudiantes rurales”

Desde el MINEDUC, nos hemos puesto como foco disponer de una página web de Educación Rural actualizada (https://rural.mineduc.cl), en la cual estén todos los recursos educativos disponibles, tanto para docentes como estudiantes. Entre ellos se encuentran como noticias, material pedagógico, webinars, etc.

Esta página web contempla el material que se enviará a las escuelas rurales multigrado a principios de 2021, “Módulos didácticos para la enseñanza y aprendizaje en escuelas rurales multigrado” en las asignaturas Lenguaje y Matemática.

3) “Promover espacios de trabajo colaborativo en­tre las escuelas y los establecimientos de educa­ción media”.

La articulación entre actores del territorio es clave para avanzar en todos los aspectos de manera focalizada. Por ello, este año, por ejemplo, se realizaron “clases demostrativas”, donde profesores de Liceos Bicentenarios realizaron seminarios que modelaron prácticas docentes de sus pares de escuelas rurales, con el objetivo de desarrollar herramientas que permitan enseñar los contenidos que son más difíciles de aprender para los estudiantes. Cada clase demostrativa abordó algunos de los Objetivos de Aprendizaje priorizados del currículum transitorio.